martes, agosto 24, 2010

domingo, agosto 22, 2010

Campamento de Grupo - La Paloma

Hace click sobre el parche de campamento!! (22/08/2010)

mientras tanto podes ir dejando tu comentario sobre el campamento, un campamento a pleno: todo el Grupo más las Patrullas de Padres y por supuesto Los Dinosaurios.

miércoles, agosto 18, 2010

SCOUT… PARA TODA LA VIDA!

…Y te voy a decir por que: siendo Scout aprendí a no temerle a nada, porque nunca me sentí sola, estaba conmigo y con la “manada”, esa gente que si necesitas una mano te tienden las dos.

Siendo Scout aprendí a bailar bajo la lluvia, a no tenerle asco a los gusanos (puaj!) porque cuando levantabas las carpas, habíamos dormido arriba de miles de ellos, hasta parecía que nos habían dado su calor.

Siendo Scout aprendí que “dos más dos” ayudan a muchos y es divertido! Que a los que duermen en mi carpa puedo quererles hasta el olor a patas, etc.

Siendo Scout aprendí que cantar a la luz del fogón es mágico, aunque siempre fueran las mismas canciones de Sui Generis.

Siendo Scout aprendí a extrañar a mis padres y cuando llegaba del campamento extrañaba el calor de mi compañera de carpa, que dormíamos pegaditas con las bolsas de dormir.

Aprendí a comer de todo, hasta lo que se quemaba en la olla y raspábamos con alguna rama (si no había cuchara).

Siendo Scout aprendí que depilarse las piernas en los campamentos era motivo de las mas tiernas risotadas de los chicos (eran grupos mixtos, por supuesto).

Aprendí que el alma se te infla de emoción y que no se te va jamás…

Hoy soy una mujer de 50 años y puedo afirmar con total convicción que “uno es scout para toda la vida” porque tengo 3 hijos que no fueron Scout pero yo les voy a contar lo que a diario me dicen : “Mami siempre estuviste lista para: esperarnos, abrazarnos, escucharnos y acompañarnos”.

Esta es una breve mirada sobre una parte de la historia de mi vida.

Silvia Bibiana Lombisani
18/08/2010

Silvia, hija de nuestro querido fundador Nilo Lombisani

martes, agosto 17, 2010

Carta de una Familia al Grupo Scout

Le prometí a Xime una evaluación sobre el Campamento de este fin de semana en La Paloma. Como soy muy introvertido, me es más fácil decirlo de esta manera.
Creo que algunos padres, no pudieron ir, y hubieran querido; y otros que no querían ir o pensaron que esto no era para ellos, realmente lo hubieran disfrutado.
En fin, ojalá todos los que hayan ido y los que no, puedan leer estas líneas y lleguen a las mismas conclusiones que llegamos muchos de los que asistimos. Y el próximo no se lo pierdan, eh?

En mi caso, al principio no estaba convencido de participar. Pensaba que ya estaba viejo para estos trotes. Ma. Rosa nos dijo que nuestro hijo pasaba de Lobato a Scout durante este campamento y que sería importante que fuésemos, para compartir este momento tan
importante con él.

Yo pensaba que iba a encontrar gente muy dispar; distinta educación; distinta forma de pensar; distinta formación; distinto trato; distintos valores; …qué equivocado estaba. Pido disculpas a todos por este prejuicio sin razón, sin fundamento.

Fue absolutamente todo lo contrario. Pareció como que a la entrada nos hubiesen frenado y habernos dicho que nos despojásemos de todos los prejuicios, de toda la mala onda, de todos los rótulos, de todas las chapas, etc., etc. Me encontré con personas iguales a mí…con muchas expectativas de pasarla bien; de disfrutar de todo; de compar
tir lo bueno y lo no tan bueno; de brindarse totalmente…al principio, con un poco de vergüenza; después con más ganas; a lo último sin ganas de volvernos, aún pese al cansancio.

Qué bien la pasamos!

Nos dividimos en patrullas: Canguro, Delfín y Tortuga, creamos nuestros propios bordones y pañuelos, y los decoramos. Creamos los gritos de cada patrulla. Tito y Xime nos mostraron las distintas normativas del grupo, cuándo hablar, cuándo callarse, cuándo festejar. Aprendimos sobre el legado de BP, sobre la “amistad”, lema de este campamento. Sobre los distintos “fuegos”; sobre los mensajes en clave. En fin …tantas cosas…cuantas no me estaré acordando en este mo
mento.

Compartimos todo: el mate, la comida, las consignas, el chocolate, los buenos momentos algunos difíciles como la despedida a Tito y Sofi, los chistes, las danzas, los sketchs, el fogón, la ceremonia, la misa de Facu, las risas, las ocurrencias de Hugo, el palo borracho de Xime, los pantalones de Irma, hasta el frío. Cada uno podrá agregar más cosas, y estaría bueno poder acompañar estas líneas con fotos (Juntemos las que tengamos y hagamos un cuadro…)

Creo que a todos nos quedaron claras varias cosas… por ejemplo que hicimos bien en enviar a nuestros hijos al grupo Scout de Santiago Apóstol; que nuestro tiempo y esfuerzo está muy bien invertido en llevarlos y acompañarlos a todas sus actividades, llueve, truene o sea un día de sol para ir al club; que los valores que queremos inculcar a nuestros hijos son los mismos que ellos tienen; que no todo está perdido en nuestra Argentina; que hay mucha gente rescatable y que vale la pena; que la amistad es un bien invalorable; y que uno nunca es tan viejo como para no tener nuevos amigos…


Nos fuimos del campamento con el alma llena de gozo. Por favor sigan así, nunca bajen los brazos, cuenten con nosotros, no los defraudaremos, de la misma manera que Uds. no nos defraudan a nosotros.

De nuevo… Qué bien la pasamos!
En lo que a mí respecta tienen un re-contra 10 felicitado. G R A C I A S…
Jorge Alfaro (papá de Gonzalo).